ELN y FARC, dos caras de la lucha guerrillera en Colombia

archivo

Bogotá.- El Ejercito de Liberación Nacional (ELN) y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) comparten 52 años de lucha armada contra el Estado colombiano. Sin embargo, se diferencian en varios aspectos, mencionó AFP.

¿Tienes algo que decir?

Inicia la conversación y sé el primero en comentar.

Campesinos vs. Estudiantes

FARC: Surgidas de una sublevación campesina en mayo de 1964 se transformaron en una organización marxista-leninista, con la reforma agraria como su principal reivindicación.

ELN: Alzado en armas desde julio de 1964, este grupo insurgente se inspiró en la revolución cubana y en la Teología de la liberación, una corriente de la Iglesia católica latinoamericana centrada en la defensa de los pobres, con influencia en sectores urbanos, en especial estudiantiles y sindicales.

Verticalidad vs. Federalismo

FARC: A semejanza del comunismo soviético, su unidad de mando es fuerte y vertical, con “cohesión” clara, dijo el investigador Camilo Echandía. El Secretariado, su cúpula de nueve comandantes, está encabezada por Rodrigo Londoño alias, “Timochenko”.

ELN: Tiene una estructura “más federada”, en la que cada frente tiene vocería propia, según el politólogo Víctor de Currea-Lugo. No obstante, cuenta con un Comité Central (COCE) de cinco jefes, liderado por Nicolás Rodríguez Bautista, alías “Gabino”. La “cohesión” del ELN, sin embargo, está “en entredicho” por “la flexibilización de los mandos”, apuntó Echandía. Algunos analistas señalan que Gustavo Aníbal Giraldo, alías “Pablito”, comandante del Frente Oriental, a quien se le atribuye el 40% de las acciones militares del ELN, es reticente a la salida política del conflicto.

25 vs. 10

FARC: Cuentan con 5.765 combatientes, según sus propios cálculos. El gobierno estima que por cada miembro en armas puede haber entre uno y tres milicianos. Operan en 25 de los 32 departamentos de Colombia. 

ELN: Oficialmente, en sus filas hay unos 1.500 integrantes armados, que operan en al menos diez departamentos. Según expertos, su base social es más amplia que la de las FARC, pero se desconoce el número exacto de milicianos o simpatizantes. “Tienen una capacidad de fuego menor que las FARC”, señaló De Currea-Lugo.

Narcotráfico vs. Secuestro 

Tanto las FARC como el ELN han financiado sus operaciones con el narcotráfico, pero también con el secuestro y la extorsión. “Si hay una guerrilla secuestradora es el ELN. Ha sido su principal fuente de financiación”, dijo Jorge Restrepo, director del centro del análisis del conflicto Cerac. Para esta guerrilla guevarista, la infraestructura petrolera es su principal objetivo militar, según el organismo.

En los últimos años la minería ilegal también se constituyó en un fuente de financiación para ambas. 

Fuente: El Universal