El linfoma es la cuarta malignidad más frecuente en Venezuela

Archivo

El linfoma es una enfermedad que afecta el funcionamiento del sistema inmunitario, causada por una reproducción maligna de linfocitos ubicados en los ganglios linfáticos, en ocasiones también afecta el hígado y el bazo. Se clasifica en Hodgkin y No Hodgkin.

Con motivo a celebrarse el 15 de septiembre el Día Mundial contra el Linfoma, el Dr. José Luis López, médico hematólogo del Centro Médico de Caracas, reveló que los registros históricos del Ministerio de Salud la ubican como la cuarta enfermedad maligna más frecuente en Venezuela.

Esta patología se puede presentar a cualquier edad. Sin embargo, la tipificación Hodgkin es más frecuente en adultos jóvenes, y la No Hodgkin, en mayores de 60 años. La sobrevida y curación en general ronda el 60 por ciento, aunque dependerá de variables como la edad, el estado general del paciente, el estadio en que se encuentre la enfermedad al momento del diagnóstico y el tipo de linfoma.

López manifestó que las causas de esta enfermedad son desconocidas. “Hay algunos factores de riesgo que inciden en su aparición como las enfermedades inmunológicas, ser paciente trasplantado, infecciones crónicas por el virus C de la hepatitis y tener el virus del VIH”.

Explicó que los síntomas más comunes son: inflamación de los ganglios linfáticos, fiebre, sudoración nocturna, pérdida de peso y crecimiento del hígado y el bazo. Otros pueden ser: hinchazón del abdomen, sensación de llenura después de comer pequeñas cantidades, dolor o presión en el pecho, tos, dificultad para respirar, cansancio y anemia.

De acuerdo al hematólogo, no es posible prevenir la enfermedad. Por esta razón es importante estar alerta a los síntomas y ante la presencia de alguno de ellos, acudir al médico para realizar un diagnóstico temprano que permita un tratamiento efectivo. Llevar un estilo de vida sano es fundamental. Si bien no reduce el riesgo de presentar este tipo de cáncer, el paciente tendrá más posibilidades de superar el tratamiento de forma exitosa.

Innovación en el tratamiento
En el último quinquenio ha habido un gran avance en el tratamiento del linfoma. Han surgido nuevos medicamentos que actúan selectivamente y anticuerpos monoclonales más potentes que mejoran la sobrevida y aumentan la posibilidad de curación.

Fuente: La Patilla